Los que navegan por mi mar...

martes, 31 de enero de 2012



Boca abajo como cantarito,
vacía de contenido,
así estoy yo.

Alguien mi vida ha tomado,
en ella ha rebuscado,
revuelto, desordenado.
Patas arriba la ha dejado.


Ya ni la reconozco,
tendré que mirar despacito
colocando cada cosa en su sitio.



Comprobando cada rinconcito,
recuperando lo que conozco,
y dejando como estorbo
lo demás sin hacer ruido.

Ya con el tiempo volveré, 
recuperaré, mi vida ordenaré...







lunes, 30 de enero de 2012


Vivo en un laberinto,
no importa hacia dónde me dirija,
mi vida no tiene salida.
Unas veces reptando, otras saltando,
la mayoría corriendo, en ocasiones andando,
intento buscar entre las  miles de opciones.


Siempre tropiezo,
Por callejones oscuros me voy moviendo,
palpando por las paredes,
siento, recibo, percibo, toco,
a veces arcadas me dan,
de la repugnancia que me producen
los olores, y las cosas que rozo.
Si en la distancia creo ver una luz,
corro a su encuentro,
tropezando, cayendo,
sin importarme la sangre que voy perdiendo.
Me estrello contra lo imposible,
araño, golpeo, maldigo y sigo.
No hay salida.
Me derrumbo, lloro, lamo mis heridas.

El cansancio se apodera de mi,
roba la energía que tenía para vivir.
Caigo en un sueño infinito,
del que ya no quiero despertar.
No voy a despertar.
Agazapada en la oscuridad
dejaré de respirar.


domingo, 29 de enero de 2012

Todo cambia, se transforma,
ya nada es como ayer.


Se presentó titubeante
sin saber muy bien qué hacer.
Indeciso y preguntando...
Sorprendida ... sin respuestas.
Mi mundo puso al revés.

Hoy ya puedo responder.

Esa noche mi vida cambió.
Nada será igual.
Cada minuto tiene su sabor,
cada pensamiento, cada aliento,
me traen su calor.

Pero todo cambia, se transforma,
ya nada es como ayer.




En algún momento, en algún lugar,
sucedió.
Antes nada existía, después tampoco,
sólo fue un destello, tan sólo un pobre reflejo
de tantas y tantas noches desperdiciadas en llantos.
Las lágrimas te ahogan,
el corazón deja de latir de puro cansancio,
el pecho oprimido,
el aire no entra.
Sientes la vida escapar entre las manos.
Te aferras a ella,
sangran las uñas de tanto apretar en frenética
lucha contra la desesperación.
Y en medio del delirio abres los ojos,
ojos empañados de llanto.
Nada es real,  nada existió,
ni vida, ni llanto, ni dolor,
ni desesperación.



Sucedió
En algún momento, en algún lugar....





sábado, 28 de enero de 2012


Recuerdos del ayer me asaltan,

se esconden en cualquier rincón
y a la que me descuído...

Qué lejano está aquel día
en el que nos encontramos,
nos miramos y nos amamos.
Qúe lejano aquel día
de nuestra despedida.

Qué lejana tu muerte temprana,
qué lejana mi vida sin alma.

Hoy ya nada espero,
nada pido, nada quiero.
Hoy ya,  no màs recuerdos,
ni más desesperanza,
Hoy mi vida recuperó su alma.


viernes, 27 de enero de 2012


¿Cuánto dinero hará falta
para comprar el cielo?
Si tuviese suficiente
compraría un cielo para ti,
colmado de nubes, colmado de sueños....

Pero no, no hace falta comprar,
creo que es suficiente
con mirarte a los ojos,
y dejarse transportar
por ese mundo mágico
que en ellos puedes revelar.
Un mundo donde la verdad
cobra vida,
donde cada sueño es una realidad.
Ese mágico lugar que solo contigo
puedo crear.








RECUERDOS DE LA ADOLESCENCIA....

La edad risueña
que cubre alegre mi vida,
festeja y sueña
el momento de la partida.
Te alejas de tu casa,
que recuerdas con cariño,
y notas la gran falta
del calor que amabas de niño.
Con destreza y ansiedad,
perseverante y trabajador,
vencerás la ligera edad 
y sobrevivirás en el amor.
En la adolescencia,
la primavera ardiente y joven,
olvida la infancia
y fecunda las flores el polen, 
sensuales en la pubertad,
atraviesan la mágica edad,
cubriendo de felicidad
mi atrevida ingenuidad.
En la adolescencia,
el amor puro y verdadero,
atraviesa el mágico velo
sensible, rico, severo
de la joven inocencia.
Alegre, limpia, ligera
vive mi amistad verdadera.



Quizás no se pedir,
a lo largo de mi vida
se me ha negado todo.


No, no es así,
me lo has negado tú,
que no me sabes oir.
O no se hacerme 
escuchar.

Pero la vida me ha escuchado
y siempre lo pedido
me ha regalado.



jueves, 26 de enero de 2012





A veces las cosas tienden a complicarse.


Con lo sencillo que es para mi, amarte.
Con lo sencillo que es para ti, quererme.
Pero todo se complica cuando aparecen
tus desvaríos y mis soledades.


Hoy te vi
paseando relajado,
el pelo alborotado,
la sonrisa abierta
y mi corazón
se puso alerta.

La playa desierta, 
de fondo el mar,
y de frente tu mirada,
serena y despierta.

Las olas acompañan
mis recuerdos,
los limpian y suavizan,
si son duros,
si son tiernos,
en su arrullo los agitan.

miércoles, 25 de enero de 2012


Tal día como hoy,
de madrugada viste la luz.
Importante momento,
único y especial.

No tengas miedo,
lo vas a lograr...

Eres fuerte, decidido,
seguro, resolutivo.
Nada se te resistirá.
La vida es dura,
nada fácil se te da,
pero andas tu camino
sin volver la vista atrás. 
Luchador como ninguno,
en tu vida,
lo que quieras conseguirás...

No tengas miedo,
lo vas a lograr...

Hoy comienza tu nueva vida,
no reniegues,
no maldigas,
no desperdicies
lo mejor de tus días.


Va por ti


lunes, 23 de enero de 2012


Tán cerca y tán lejos a la vez,

casi alargo la mano y te puedo tocar,
pero nada entre nosotros
indica que nos podamos comunicar.


La distancia infinita que pones
hace imposible cualquier palabra.


Cómo sacarte de tu error...
cómo decirte que en mi mundo
sólo hay un Diós...


Hace mucho tiempo ya,
cuando existía la posibilidad
de un mundo de los dos,
intenté contarte cómo sería,
intenté transmitirte la imagen
de una buena vida.


No había medio de llegar  a ti,
hoy nuestro mundo ya murió,
pero sigo sin alcanzarte...

sin poder comunicarte que ya todo acabó.




domingo, 22 de enero de 2012


El paraíso
¿Dónde está nuestro paraíso?

¿Aquí en este mundo?
¿Al otro lado de la línea?
¿En nuestros corazones?
Primero deberíamos preguntar
¿Qué es el paraíso?

Seguramente no coincidiremos,
cada uno tendrá su propia versión.

Desde mi infancia
creé mi pequeño mundo interior,
un lugar mágico en el que soñar,
ese siempre fue mi paraíso personal.

Hoy mirándote a los ojos,
hablándote, sintiéndote...
He descubierto que puede
haber más....







No estoy bien, solo eso repito.
¿No puedo expresar más?
¿Tan limitada estoy?
A mi lado te siento pero tú no me ves.
Necesito tus caricias, tus cariños,
Necesito tu piel pero tú no me ves.
 
Mis lágrimas te acompañan,

duermen junto a ti, pero tú no las ves.
Mis manos descansan aburridas,
Sin sentido apoyadas en mi cuerpo
Porque tú no las ves.
Y la tristeza anida,
Forma niditos en mi corazón,
Se instala y se queda a pasar
Una temporada junto a mí.
 ¿No lo ves?
Necesito y no pido, pido pero no hablo,
Y tú no puedes saber.
Sólo algo sí sabes…
Aunque no llegues a entender…
No, no estoy bien.

sábado, 21 de enero de 2012




Hoy he volado hasta ti,
la tristeza me ha dado alas
para seguirte hasta ese lugar,
mágico lugar de mis sueños.

Desde niña me acompañaste,
nunca me fallaste,
junto a ti he vivido los momentos
más relajantes.

Hoy después de mucho tiempo
he vuelto a reencontrarte,
te creí perdido en medio
de mis soledades,
pero no, ahí estás, dispuesto,
abierto, fresco y suave para mi.


He acariciado tu limpia agua,
he recibido el calor de tu sol,
y la hierba juguetona se metio
entre mis ropas, mientras reía
con la risa clara de la infancia.



Hoy, como tantas veces,
he sido feliz,
he recibido tu paz,
he recargado de energía
mi cuerpo cansado de llorar.


Hoy te he escuchado,
He escuchado tus lamentos,
Tu falta de atención.
Tienes razón,
Te tengo abandonado.
Gritas y no te escucho,
Me has llamado insistentemente
La atención sobre tu soledad,
Pero en mi torbellino no había
Tiempo para la escucha.
Has tenido que ponerte firme,
Un toque de atención
Que no pudiera ignorar.
Y hoy se qué quieres,
Qué necesitas,
Me he parado a escucharte
Y he sentido tu necesidad.
Parar,
Tomar un tiempo,
Y respirar….
Tan sólo necesitas descansar….



viernes, 20 de enero de 2012

Cuántas veces por amor ponemos en juego nuestra dignidad.
Permitimos que nos humillen, que nos desprecien, dejamos que jueguen con nuestros sentimientos.

Mi corazón te entregué, puse mi cuerpo a tu disposición, aún a sabiendas que no lo valorabas, mi tiempo dejó de exisir si no estabas a mi lado. Mi vida entera estaba centrada en ti. Y todo ¿para qué?. Ni me mirabas, no veías más allá de tus ojos, nunca viste mis manos en tu piel, ni sentiste mi corazón junto al tuyo latir. Cuando cada uno de mis movimientos iba encaminado a tu bienestar, te alejabas pensando que tu tiempo queria controlar.
Tu presencia era todo lo que necesitaba para ser feliz, pero yo era un estorbo que no te permitía seguir. Negabas mi presencia ante el mundo, mientras mi mundo se reducía a ti.

Hoy todo cambió. Hoy lloras por los rincones buscando mi presencia, una presencia que ya nunca tendrás.
Todo te di, nada quisiste. Hoy que nada te doy, suspiras por el más mínimo acercamiento, por una mirada, un gesto... Pero hoy ya todo cambió. Tengo mi propia identidad, recuperé mi vida, mi mundo y gracias a tus desprecios recuperé mi dignidad.
Hoy soy fuerte, segura, hoy me quiero y me respeto, ya no te creo, ya no te quiero, nada puedes hacer, nada puedes decir. Sólo despedirte de mi.


Te busco y no te encuentro,
me giro sintiéndote llegar,
pero no estás.
La soledad es mi única compañía,
y así debe ser.



Alargué mi mano hacia ti
esperando que allí permanecieras.
Pero te marchaste sin mirar atrás.

Hoy ya no te echo de menos,
sólo me pregunto dónde estarás.
Y cuando alguien me mira
ya se que a tí nunca te verá.

jueves, 19 de enero de 2012


Hace años que ando en la cuerda floja,
cada paso medido con cuidado,
pisando despacito,
haciendo equilibrios para no resbalar,
para no caer a un lado u otro.

Procuro no bajar la mirada,
para evitar los sustos que 
el vértigo me pueda dar.
Viajo sola en mi línea,
no quiero compañía,
cualquier roce puede ser fatal.


Mantener la posición
no es tarea fácil y evito cualquier
distorsión.

Algún día alargaré mi mano
y me podrás alcanzar.
Hasta entonces ni lo intentes
o te arrepentirás.

Por permitirme sentir
que existo para ti.
Por escucharme,
por entenderme.

Por atenderme,
por acompañarme.
Por recordarme,
por quererme.

 Por tenerme en cuenta,
presente en tus pensamientos.
Y sobre todo,
por abrazarme
cuando sola me siento,
y la tristeza me invade.



martes, 17 de enero de 2012




Ya todo da igual,
mi vida ha vuelto a cambiar,
vivo en una noria,
igual estoy cabeza abajo
que cabeza arriba.
Me siento mareada y asqueada,
No tengo futuro,
no tengo destino,
frente a mi, sólo el abismo.
Un abismo oscuro que amenaza
tragarme de un momento a otro.


Y no lo voy a impedir,
permitiré que me trague,
me dejaré caer....


lunes, 16 de enero de 2012

Esta noche tengo miedo,
tengo frío,
estoy sola en la oscuridad.
¿Cuándo llegaste a mi?
¿Cómo me encontraste?

El invierno es duro
y la vida corta.
Cuando amanezca
todo habrá pasado.
El calor volverá y
recobrará su color...
En mi vida tú estarás
y esta noche la habré olvidado.
Contágiame de vida,
de esperanza,
préstame tu valor
y devuélveme mi alma.

domingo, 15 de enero de 2012

Buscar...
Encontrar...
¡¡Qué ilusión!!

Con qué entusiasmo inicio la búsqueda,
planifico la extrategia...
Y comienzo la acción.

¿Qué espero encontrar?
Mis expectativas son grandes,
tu alma, tu amor, tu entrega...
A tí te espero encontrar.

La búsqueda no siempre da resultados,
buscando... encontrando.... llorando....

Buscando un sueño, encontré la realidad.
Tu realidad.

En mi pecho la congoja se ha instalado,
encontré lo que buscaba, pero no hallé
lo deseado.

Ahora he de vivir con tu respuesta a mi lado.






viernes, 13 de enero de 2012

Amor imperfecto (I)


A la entrada,
pasión,


en medio,

descanso, charla, comunicación,


de pronto, 
recuerdo, repito, amo...


A la salida,

despedida, soledad,



reencuentro en la distancia de las palabras queridas,
siempre deseadas y logradas.